Amarre de amor: Para que regrese arrepentido/a (I)

Marañón

Si no te puedes hacer con un marañón, utiliza una manzana roja

El verano siempre ha sido un amigo infiel. No tiene bastante con achicharrarnos vivos en las playas, nos aplasta con unos gastos extra que nos deja casi ahorcados hasta casi Navidad y, por si no fuera suficiente, también consigue que nuestras parejas pierdan el norte, dejándonos tirados sin más explicación que “no eres tú, soy yo”. Y como ya estamos hartos y hartas de que cada verano nos ocurra lo mismo, este verano lo vamos a dejar todo bien preparado con un buen amarre de amor; este, en especial, para que regrese a nuestro lado lleno/a de arrepentimiento.

Para este ritual vamos a necesitar un marañón -si no vives en Bolivia, Brasil, Colombia, Ecuador, Perú y Venezuela o cerca del nordeste brasileño vas a tener usar una manzana roja-, una cinta amarilla, un trozo de papel con el nombre de la persona a recuperar escrito tres veces por delante y tres por detrás y, por último, miel. Ahora que ya lo tenemos todo, vamos a comenzar con el trabajo de amarre. Vais a empezar agarrando el papel con el nombre escrito (tres veces por delante y tres por detrás) y escribiréis vuestro nombre encima del de la persona a recuperar, las mismas tres veces por delante y por detrás.

Ahora le toca el turno a la miel. Antes de usarla deberéis invocar a la Diosa del amor, de la dulzura y la felicidad, para que se encargue de endulzar el corazón, la mente, el carácter y los sentimientos de esa persona que queremos que regrese arrepentida. Ahora tomaremos el papel con los nombres y nos prepararemos para atarlo con la cinta amarilla al marañón -o a la manzana roja- mientras pronuncias las siguientes palabras: “Invocando a la Diosa de la dulzura, te pido que ablandes el corazón de (nombre de la persona) para que regrese a mí arrepentido/a”, a continuación realizaremos 5 nudos. Mañana os paso la 2ª parte de este amarre que seguro os va a venir de perlas para estas fechas.

Te puede interesar

Escribe un comentario