El misterio de los Esenios y las enseñanzas de Jesús

Estamos próximos a la celebración de unos hechos que marcaron la historia de la humanidad, y dieron inicio a la religión católica y es la crucifixión y muerte de Cristo.

Esta fecha considerada sagrada para todos los católicos también puede ser utilizada por todas las personas no católicas, para reflexionar acerca de estos acontecimientos  que fueron vividos y sufridos por un ser,  que dio su vida por transmitir una enseñanza,  que ha sido tan fuerte y valiosa, que todavía perdura a través de toda la historia, siendo  la piedra angular de la religión  católica.

Se descubrió a través de  unos manuscritos que se encontraban ocultos y que salieron a la luz hace algún tiempo, unos escritos que contenían acontecimientos que revelaban secretos nunca antes revelados.

Hace muchísimos años, mucho antes del nacimiento de Jesús, existió un grupo de hombres y mujeres que vivían juntos , que constituían una hermandad secreta  y que profesaban una vida monástica con una filosofía muy especial  la cual estaba orientada a la ayuda , hospitalidad y sanación de los enfermos, con un alto grado de consciencia, con conocimiento de misterios de la naturaleza ocultos para otros hombres, llamados los Esenios. Eran seres con un grado muy alto de evolución espiritualidad, que trabajaban arduamente por ser excelentes seres humanos que su principal ideal era la ayuda a los demás y la lucha por triunfar sobre el mal y las tinieblas.

Sus enseñanzas estaban enfocadas en la misión que se  les había confiado de lo alto,  una misión que eventualmente seria la fundación del cristianismo.  Con esto pareciera que la mayoría de los fundadores de la cristiandad fueron esenios: Santa Ana, María, José, San Juan el Bautista, Jesús, Juan el Evangelista y otros más, que predicaron y trasmitieron las ideas espirituales y de vida que aún ahora conocemos.

De los manuscritos descubiertos,  se hallaron  evidencias  que expresan, que existió un “Maestro de Virtud”, que predicó y enseñó, la humildad, la caridad y el amor al prójimo y estos escritos revelan,  que este Maestro existió mucho antes que Jesús y que también como él fue condenado y  ajusticiado por la casta dominante y  por la envidia y hostilidad de los sacerdotes de esa época.

La Hermandad Esenia fue aniquilada y dispersada por los romanos que destruyeron su monasterio, lo que no pudieron destruir fueron sus documentos y escritos, que ellos escondieron en cuevas antes de ser invadidos y cuyo legado está siendo estudiado y descifrado en la actualidad

Te puede interesar

Escribe un comentario