Las energías negativas de la Tierra

La tierra que pisamos está llena de trampas mortales, las energías negativas de la tierra pueden afectarnos en nuestro ser a nivel físico mental y emocional y evidenciar en nuestro cuerpo enfermedades y estados alterados emocionales. Nuestro planeta tierra es un ser vivo, que emana una serie de energías sutiles que nos influyen y que en muchos lugares estas energías son bastante negativas para nosotros.

Las corrientes naturales que fluyen a distinta profundidad del suelo, las corrientes de agua, las radiaciones provenientes de las fallas geológicas, o rocas radioactivas y si le agregamos las producidas por la tecnología y por los desechos humanos, todos estos magníficos conductores de energías son perjudiciales para la vida en general, nos afectan y pueden conducirnos a nuestra muerte Sin embargo los animales y plantas son sensibles a  estos lugares,  una de las maneras de poder detectar estas fuerzas naturales que nos pueden perjudicar es observándolos  y ver su comportamiento y reacción ante estos sitios. Las tribus nómadas de Oriente Medio, por ejemplo, colocan sus carpas en los lugares donde sus perros descansan.

Esta costumbre es milenaria ya que desde la antigüedad los pueblos confiaban su lugar de vivienda al instinto animal. Veían,  si sus perros rechazaban el sitio de descanso era señal que allí se desprendían energía negativas o malsanas. También las plantas reaccionan ante estas energías, es así que en los lugares donde la vegetación es pobre, o apenas crecen sus árboles,  se ha detectado perturbaciones geológicas, como aguas subterráneas y campos magnéticos.

No obstante también algunos animales se sienten a gusto en sitios donde se ha detectado estas anomalías energéticas. Tal es el caso de los gatos que buscan instintivamente las perturbaciones geológicas y se encuentran muy a gusto en estos lugares que con toda seguridad son focos de emisión de energías negativas. A pesar de esto los estudiosos han detectado que estos animales pueden transformar estas energías, reequilibrando las radiaciones insalubres a través de su piel. Es importante tener en cuenta los estudios que han realizado los científicos en estos aspectos ya que ellos nos están mostrando las consecuencias y los modos de prevenir las enfermedades provocadas por estas emisiones energéticas

Te puede interesar

Escribe un comentario