‘My Ghost Story’: la sombra demoníaca (III)

Ghost

No fue hasta ya amanecido que Willie se asomase por el sótano para descubrir de dónde había venido tanto ruido, sobre todo estando sólo él en casa. Lo que encontró consiguió horrorizarle aún más. La misma cadena que habían usado el día anterior para atar al perro de la hermana de Debra, ahora estaba arrancada. Los trozos de cemento de la pared rodeaban la cadena. ¿Pero qué podía tener tanta fuerza como para arrancar incluso los trozos de la pared?

Debra y Willie, superados por el terror, decidían llamar a un grupo de expertos en lo paranormal para intentar arrojar algo de luz sobre el caso. ¿Qué era lo que estaba reaccionando de manera tan violenta con ellos? Los investigadores llenaron la casa de cámaras y micrófonos. Cada esquina, cada habitación, toda la casa quedó cubierta para que no se escapase nada de lo que pudiera ocurrir mientras estuvieran los expertos en la casa.

Pero hay veces en la que las respuestas consiguen aterrorizarte aún más. Las grabaciones de audio recogieron dos respuestas, quizás las que menos quiere escuchar nadie en un caso como este: “soy inhumano” y “me beberé tu sangre”. Estas voces vinieron acompañadas de una grabación en vídeo, grabación obtenida desde el dormitorio de Debra y Willie. En el vídeo se veía cómo una sombra enorme con forma humana subía las escaleras, se acercaba a su puerta, asomaba la cabeza, la volvía a esconder y luego terminaba pasando hacia otra de las habitaciones. Esa fue la última prueba que Willie y Debra necesitaron. Esa era su casa, la casa de sus sueños, pero sus vidas eran mucho más importantes. Cuando Debra y Willie contaron esta historia frente a la cámara aún estaban pendientes de que su casa fuese exorcizada. Pero su respuesta sigue siendo igual de firme: “Si esa presencia no se va, nos iremos nosotros”.

Más información – ‘My Ghost Story’: la sombra demoníaca (II)
Fuente – My Ghost Story
Foto – Lifetime

Te puede interesar

Escribe un comentario