Iniciación a la predicción con naipes españoles (Parte 31)

 Cinco de Espadas: sigue la tendencia negativa del Cuatro de Espadas. El Cinco de Espadas, si aparece derecho en la tirada de cartas, nos habla de enemigos que fueron vencidos en el pasado y que vuelven con sed de venganza.

También puede hablarnos de un remordimiento obsesivo del consultante, un miedo atávico por una mala acción del pasado y que teme que se vuelva en su contra.

Su conciencia no lo deja vivir en paz.

El cartomancista debe indagar profundamente en el malestar que llevó a la persona a la consulta para saber, haciendo una buena lectura global, cuál es la síntesis y la devolución adecuada que debe realizar para ayudar al consultante a encontrar las respuestas positivas y las herramientas adecuadas que necesita para poder afrontar este momento.

Si el Cinco de Espadas derecho aparece en la tirada junto al Caballo de Bastos y el consultante está en pareja, debe estar atento a cierto amigo que se muestra demasiado atento ya que sus intenciones no son de amistad verdadera.

Si en la tirada aparece el Caballo de Espadas, el consultante se verá envuelto en un escándalo y su honor estará en juego.

Si junto al Cinco de Espadas derecho aparece el Tres de Bastos, el consultante debe desconfiar de su pareja y de una persona muy próxima a ella.

Los vaticinios de esta carta, de vibraciones tan negativas, se agudizan si en la tirada aparece también el Cuatro o el Dos de Oros ya que directamente auguran una pérdida económica importante. El cartomancista debe ayudar al consultante a resolver estas situaciones y a volver a la consulta en el lapso de una o dos semanas, previamente a esta segunda consulta debe poner en marcha las acciones necesarias para desamortizar tantas amenazas.

Cinco de Espadas: si este naipe aparece invertido en la tirada, sus augurios siguen siendo negativos. Prevé duelos, desolación, mucha aflicción y tristeza. Su designio fundamental es el de profetizar un duelo, el mismo no quiere decir muerte física, puede ser la pérdida de un ser amado por razones de distanciamiento, el fracaso de un proyecto largamente atesorado, una respuesta inesperada…sus augurios sólo son suavizados por un buen aspecto de las cartas que lo acompañen.

Si el Cinco de Espadas invertido aparece junto al Ocho de Copas debemos esperar que el duelo sea sufrido por una persona del sexo femenino y el mismo trasciende al consultante perjudicándolo.

Si la baraja que lo acompaña es el Caballo de Copas el revés es sufrido por un hombre pero en su desgracia arrastra al consultante llevándolo al infortunio.

Te puede interesar

Escribe un comentario