La Leyenda de la Tulevieja

La tulevieja o también conocida como tulivieja, es una criatura mitológica que pertenece tanto a Costa Rica como a la Panamá. Debe su nombre a que este espectro femenino lleva en la cabeza un tule (sombrero típico de estos países, de forma alargada en la punta, llamado así porque se hace del árbol del tule), se la describe como una mujer de grandes pechos que lleva este peculiar sombrero y se transforma en un terrible monstruo que vaga errante por los senderos y caminos de los pueblos de esas regiones.

Cuenta la leyenda que la Tulevieja fue una muchacha que siempre andaba con el tule puesto y que no se lo quitaba ni para dormir, se dice que era una mujer casada y tenía fama de ser muy parrandera, fruto de esto se embarazó de un hombre que no era su esposo y que solo había visto ese día en una fiesta. Al saber de este embarazo la joven huyó a Puntarenas (pueblo en la costa), en donde daría a luz y dejaría al niño que muriera de hambre junto a un río.

Ella después de este atroz acto se arrepintió y regresó donde había dejado al niño, pero ya no lo encontró arrepentida se echó al río para suicidarse, pero Dios no dejó que su alma descanse en paz por tremendo acto. Desde ese entonces esta muchacha vaga por las inmediaciones del río con su característico tule, ella de castigo se transforma en un horrendo demonio.

Se dice que ella aparece con los pechos descubiertos a todos los hombres lujuriosos que se cruzan por su camino, senos que están llenos de leche porque fue maldecida justo después de dar a luz a aquel niño. Se dice que sus senos están llenos de hormigas que atacan a todas las víctimas que osen tocarla que terminan encontrando la muerte.

Te puede interesar

Escribe un comentario