La Maldición del faraón

La maldición del Faraón es una de las maldiciones más famosas y a la vez más temidas de la tierra, esta maldición recae a todo el que ose molestar a un faraón del Antiguo Egipto. Esto porque existe una creencia en la cual existen maldiciones escritas en las tumbas o afuera de ellas, en la que advertía a quienes osaban entrar, advertencia que casi siempre era tomada a la ligera. Pero sin duda la más famosa es la maldición del Faraón Tutankamon, tumba descubierta a mediados del siglo XVIII, en la que Howard Carter, encontró una inscripción en una de las recámaras, en la cual aparecía la frase: “La muerte golpeará con su bieldo a aquel que turbe el reposo del faraón”
La maldición del Faraón Tutankamon
Esta es sin duda la maldición más famosa de todas y más temida. La tumba del Faraón Tutankamon estuvo escondida durante 3 mil años, a pesar que muchas rumbas a su alrededor fueron saqueadas durante siglos, esta importante tumba permaneció escondida de los ojos de los saqueadores. No es hasta el año 1920, cuando el egiptólogo Howard Carter descubrió la existencia de del Faraón Tutankamon, 2 años después se encontró tu tumba, hecho sin precedentes, ya que se trataba de la tumba mejor conservada y más importante de las encontradas hasta ese momento.
Carter fue el primero en entrar, pero tuvo un gran número de ayudantes y colaboradores que lo siguieron, ellos fueron las primeras víctimas de la maldición. Lord Carnarvon quien subvencionó la búsqueda fue la primera víctima, murió de una neumonía causada por la picadura de un extraño mosquito. Audrey Herbert hermano de Lord Carnarvon, quien también estuvo en la apertura de la tumba, murió de regreso a Londres sin explicación. Así empezaron a morir algunos de los ayudantes de la excavación y siempre sin razón aparente o de una extraña muerte. Desde ahí la maldición ya estaba instalada en colectivo popular de todos.

Te puede interesar

Escribe un comentario