Ley básica de la vida: Como es arriba, es abajo

correspondencia

Las leyes espirituales tienen su base en la existencia de un Ser indescriptible que nos hizo parte de un Todo. Este Ser indescriptible es conocido como Dios por algunas religiones, pero lo más importante es que su creación está hecha de una manera sabia y perfecta.

El desarrollo de la vida de las personas es cíclico, por eso las personas atraviesan momentos de calma y otros de tensión; después de la tormenta llegan los tiempos apacibles y la marea sube y luego baja. Entender estas leyes espirituales que hacen a la vida en naturaleza forma parte de la búsqueda de las personas de una conexión total con los seres de dimensiones superiores y un acercamiento con el Ser indescriptible.

Ley básica de la vida – Como es arriba, es abajo

También conocida como ley de la correspondencia, esta es una de las leyes básicas de la vida y se le atribuye al maestro Hermes Trismegisto. En tiempos de Abraham, este sabio sostuvo que se podía encontrar en solo una gota de sangre la totalidad del universo. Esta representación de la totalidad fue su base para sostener:

“Como es arriba es abajo, y como es abajo es arriba”

Hermes desarrolló un sistema deductivo básico a partir de esta idea en la que lo más grande y lo más pequeño son iguales, una forma de conectar la idea del universo y que hoy podemos entender en parte con los átomos y moléculas, porque todo lo que existe en el mundo físico está hecho de lo mismo, lo de arriba y lo de abajo.

Te puede interesar

Escribe un comentario