‘Paranormal Witness’: el fantasma del teatro Capitol (III)

Paranormal witness

Ese tuvo que ser el trayecto en ascensor más largo e incómodo del mundo. Una vez llegó el contable al sótano, la puerta se abrió y allí, para variar, tampoco había nadie. Esa fue la historia que a Dave le hizo confirmar que lo suyo no era cosa de la sugestión.

Mathew seguía prefiriendo guardar sus pensamientos para sí mismo, no fuera a ser que le tomasen por loco. En esos días, el equipo del teatro había instalado una nueva cámara, una cámara infrarroja. Ahora se podía ver todo lo que ocurría en el patio de butacas incluso con las luces apagadas. Estando Mathew en el cuarto de control, vio cómo la cámara infrarroja enfocaba a una zona de las butacas en la que se veía a un hombre sentado. Mathew acercó la imagen para confirmar que no fuese una interferencia. Ante el asombro de Mathew, la persona que estaba sentada en la butaca, saltó de su asiento y salió volando con gesto amenazante por delante de la cámara. Mathew ya había visto suficiente. Dejó el trabajo.

Dave, ahora con un compañero nuevo, siguió intentando indagar en la historia del teatro en busca de alguna razón del porqué de esa presencia amenazante. Uno de los trabajadores del teatro pasó una nota a Dave. Era la dirección de un antiguo tramoyista el cuál no sabía si todavía podía estar vivo. Sí lo estaba. Este hombre contó a Dave de un gran incendio hacía más de cuarenta años. En este incendio murió uno de los trabajadores del teatro. El cadáver fue encontrado en la misma zona en la que él y Mathew acusaban el olor a humo. Ahora todo tenía sentido.

Más información – ‘Paranormal Witness’: el fantasma del teatro Capitol (II)
Fuente – Paranormal Witness
Foto – Xplora

Te puede interesar

Escribe un comentario