‘Paranormal Witness’: la leyenda del tío Will (III)

Paranormal witness

Dan, Tim y Steve empezaron a sufrir pesadillas. Todos veían lo mismo: aparecía su tío Will con gesto amenazante, siempre reconocible por el tintineo de las espuelas de sus botas. Entonces aparecía su madre diciéndoles que se fuesen, que no se acercaran a su tío. Resultaba que todos los hermanos soñaban lo mismo.

Cuando salían al bosque, en ocasiones aseguraban sentirse perseguidos y escuchar sonidos como de campanas -las espuelas del tío Will-. En ese bosque estaba la casa en la que había vivido el tío Will. Esa casa siempre fue como el castillo del terror para todos ellos. Ahora de mayores se aventuraban a entrar, pero la sensación de ser observados, les hacía salir siempre al exterior.

Entonces, todo ese terror que siempre se limitaba a los alrededores de la casa del tío Will, ahora llegó a entrar dentro de su propia casa. La hija mayor de Tim comenzó a soñar con el tío Will, sueños como los de su padre, siempre en torno a la presencia del familiar que aparecía para hacerles daño. Pero en uno de esos sueños Laura sintió que algo no estaba bien: no estaba dormida. Lo que veía, estaba ocurriendo de verdad. El tío Will se estaba llevando a su hermana menor. Laura, congelada por el pánico, vio como un viejo se llevaba al bebé.

Más información – ‘Paranormal Witness’: la leyenda del tío Will (II)
Fuente – Paranormal Witness
Foto – Xplora

Te puede interesar

Escribe un comentario