Salomón, el señor de los Ifrit

Salomón Ifrit

Salómon (Sulaymán), el hijo de David (Daud) es considerado en varias historias de Las mil y una noches, como ‘el señor de los Ifrit‘. Esto se debe a que sus conocimientos mágicos le permitieron desarrollar diferentes formas de pactar con los genios y controlar sus poderes mágicos en su beneficio.

Los Ifrit odiaban a Salomón por haber encontrado estas formas mágicas de control, pero lo cierto es que los poderes de Salomón según los escritos esotéricos son mucho más amplios que simplmente controlar a estos seres maliciosos.

Cuenta la leyenda que Salomón castigó a los ifrit rebeldes y los encerró en jarrones con un sello de plomo que tenía impreso el nombre del Altísimo.

Salomón Ifrit

En las creencias occidentales también se habla de Salomón como un hombre poderoso y capaz de controlar a los espíritus dentro del libro Ars Goetia.

En el libro Lemegeton Clavicula Salomonis (La llave menor de Salomón) se describen minuciosamente diferentes espíritus y los distintos conjuros necesarios para invocarlos y lograr control sobre sus actos. El Lemegeton también es conocido como el libro del exorcista, y además de la invocación incluye recomendaciones acerca de la fabricación de amuletos y los pasos previos a los rituales para que los genios y espíritus no tomen el control una vez invocados.

Más información – Mitos y leyendas: Criaturas del agua II

Fuente – Djinnuniverse

Te puede interesar

Escribe un comentario