Tarot: La carta de La Emperatriz

La carta de La Emperatriz o también conocida como la carta de  L’ Imperatrice (traducción al francés), es el arcano número III. Esta carta está asociada directamente con la “vía láctea”, es representada por un manantial  que corre cerca, esto representa la gravedad física y su curso se asocia con el avance de la vida y el tiempo. El cetro que lleva la Emperatriz representa el proceso de estructuración de las cosas.

La cara de La Emperatriz es representada por una mujer fuerte y de mediana edad, que a su vez representa la fuerza y poder de la mujer, también su imagen hace referencia a la sexualidad y a la belleza femenina. Lleva una corona que es asociado al poder, que a su vez es un símbolo de reinado.

La Emperatriz lleva un escudo que tiene un águila, ave que representa la fuerza y el poderío, esta  ave casi siempre en el regazo, pero algunos tarots llevan el escudo al lado de los pies. También tiene un cetro que también se asocia al poder, este cetro termina en punto, símbolo de agresividad y ataque, el cual se asemeja al símbolo de Venus.

La Emperatriz viste finas ropas, que se traducen en distinción e importancia, está cubierta por un manto adornado por flores y figuras triangulares. Ella se ubica sentada en un trono y a veces las vemos en medio de un campo o bosque, que tiene un manantial que se asocia con  la vida.

Tiene en sus pies una luna, esto significa familia, madre y fertilidad. En síntesis esta carta representa mejor que ninguna la fuerza femenina y  la de madre, además de todo lo que ello encierra.

Te puede interesar

Escribe un comentario