Curiosidad por la “psicografía”

Psicografía

La psicografía, también conocida como escritura automática, es la práctica espiritual empleada por algunos médiums para poder escribir bajo la influencia de algún espíritu. La escritura automática fue descrita por primera en el prólogo del libro ‘De l’intelligence’ (1878) del historiador francés Hippolyte Taine. La acción de la psicografía se basa en el médium que, bajo influencia directa de espíritus, mueve la mano con la que está escribiendo sin dejarse influir por su propia voluntad, logrando así escribir las palabras que el espíritu le transmite.

Para los curiosos que desean entrar un poco más a fondo en este tipo de práctica -la mediumnidad psicográfica- se requiere que la persona conozca las limitaciones que pueden sucederse durante el experimento. Se requiere que la disposición de la persona sea del todo desinteresada y con el único fin de ayudar a una persona. Además se recomienda que esta persona conozca bien el terreno a explorar, o al menos que cuente con la ayuda de un médium experto en este experimento, sobre todo para que, unas vez abiertas las puertas, sea un espíritu bien intencionado el que nos ayude respondiendo nuestras preguntas.

Para comenzar con la escritura automática hay que tener muy claro el motivo por el cual se realiza, ya que si el único fin es la curiosidad, el resultado puede ser confuso o incluso nulo. Para los que quieran practicar con el fin de obtener experiencia en esta acción de la psicografía, se recomienda que el tiempo de aprendizaje no exceda de los 6 meses. Si pasado ese tiempo no has logrado obtener buenos resultados, debes abandonar la práctica.

Te puede interesar

Escribe un comentario