Distintas clases de brujas, parte II

Desde los tiempos más remotos existen las brujas, que adquirieron y utilizaron de diferentes maneras y con diferentes propósitos los saberes transmitidos por las generaciones pasadas y de su propia experiencia utilizando y observando a la naturaleza.

Las brujas no son todas iguales, algunas vivían solas y alejadas de la comunidad, otras en fraternidades. A continuación seguiremos describiendo los distantes clases de brujas:

Las tres Hermanas

Son las herederas de antiguas diosas y predicen el destino de los hombres. Algunas suelen ser caníbales y peligrosas como las Grayas, que simbolizan el temor, el horror y el pánico se sabe que fueron ellas quienes indicaron a Perseo como vencer a Medusa.

Otras como las Moiras griegas o Parcas romanas, que son las que simbolizan el nacimiento, la vida y la muerte. Son temidas por los hombres y dioses, por ser las encargadas de entretejer el destino de todos. Igual pasa con Nornas, que simbolizan el presente y el futuro y son las encargadas de cuidar las raíces de Yggdrasill, el árbol del mundo donde Odín se colgó para obtener sabiduría.

Las brujas Tres Hermanas más famosas son las escritas por William Shakespeare, tres viejas en el bosque adivinan el futuro del rey de Escocia y lo alertaron sobre su subida al trono y su posterior caída.

El Hada Mala

Muchas mujeres “diferentes” que tenían la capacidad de manipular la mente de las personas, en especial de los hombres también fueron consideradas brujas y por su carácter místico fueron consideradas como Hadas malignas.

Se supone que son seres inmortales como sirenas y ondinas, hermosas mujeres que atraen a los hombres a los ríos para que se ahoguen, o las Lamias, vampiresas bebedoras de sangre capaces de transformarse en feroces animales.

También en este grupo encontramos a la bruja Circe, que transformó en animales los compañeros de Odiseo y al hada mala de la bella durmiente, capaz de alterar el tiempo y lograr que cien años pasen en una sola noche.

Estas hadas no interactúan con las personas pero si alguien se les acerca pueden ser muy peligrosas. Son capaces de crear tormentas y molestar al ganado solo por placer, como ejemplo tenemos a la bruja Baba-Yaga de la tradición rusa, que vive en el bosque y es capaz de ello y más.

Te puede interesar

Escribe un comentario