Hechizo para mejorar los negocios

Este ritual está pensado para ayudar a las personas que están muy cerca de alcanzar el éxito en sus negocios, pero por distintas interferencias no consiguen concretarlo, teniendo en cuenta que se debe actuar con prudencia y concentración, al mismo tiempo que organizar acciones para mejorar en los negocios desde el punto de vista de la administración y atención a los clientes.

Materiales necesarios:
Una vela celeste o rosa (para varón o mujer).
Una hoja de papel madera.
Una vela blanca.
Una estampita de un santo de devoción.
Un recipiente para encender el carbón
Carbón vegetal o de autoencendido.
Polvos rituales como mirra, cáscaras de naranja, incienso, benjuí, olivo, eucalipto, lavanda, menta, romero y de cebolla.
Azúcar molida.
Pétalos de rosa.
Una llave.
Monedas de cualquier valor.
Siete velas de color negro, verde, rojo, naranja, blanco, celeste, marrón.
Una bolsita y una cinta roja.

Procedimiento:
Encender el carbón en el recipiente elegido y agregar las hierbas y polvos seleccionados. Defumar todos los ambientes comenzando por el lado izquierdo de la puerta de entrada hacia el fondo. Dejar que se consuman el carbón y las hierbas.
Armar un altar y colocar la vela blanca y la estampita del santo. A continuación la vela celeste o rosa según quien realice el ritual, varón o mujer respectivamente, con un poco de azúcar alrededor. En el papel se debe escribir la intención del ritual. Doblado en cuatro, se coloca en el centro del altar. Luego se colocan las siete velas en este orden, siguiendo el sentido de las agujas del reloj: negra, verde, roja, naranja, blanca, celeste o rosa, marrón. Se colocan también los pétalos de rosa, la llave y las monedas.
También se debe realizar un camino con azúcar y cenizas, desde las siete velas de colores hasta la blanca.
A continuación se deben encender las velas luego de un ejercicio de concentración y visualización, comenzando por la negra y siguiendo con las velas verde, roja, naranja, blanca, celeste y marrón. Una vez que todas las velas se hayan consumido, colocar los pétalos, la llave y las monedas en una bolsita que se atará con una cinta roja. Es un amuleto de la suerte.
Todos los residuos se colocan en una bolsa y se deposita en una zona transitada comercialmente.

Foto: vía Morguefile

Te puede interesar

Escribe un comentario